viernes, 29 de julio de 2016

2014

Hace días que me vengo sintiendo muy decaída, y la razón de eso me avergüenza muchísimo y no quiero decirlo, solo voy a decir que me siento fatal.

No tengo ganas de contestar ningún mensaje, comentario o ver a alguien más que no sea mi novio.

Antes de que yo empezara a hablar con el yo era demasiado infeliz. Vivía deprimida y con tantos problemas en mi familia, en la escuela y conmigo misma. Cuando lo conocí lo que más me llamó la atención era lo buena onda que es, lo alegre que se mostraba ante todo. Yo quería ser eso, yo quería ser feliz, y el me hizo feliz.

Pero ahora, dos años después, me vuelvo a sentir como antes. Creí que esto había quedado en el pasado, que ahora que lo tengo a mi lado todo iba a estar bien, pero me confundí.

Tengo miedo de que la depresión me quiera atacar otra vez. No quiero vivir así de nuevo, y tampoco quiero hacerle pasar esto a el, pero aunque intente muchísimo animarme, no puedo.

No quiero decirle a mi vieja, tiene demasiado como para que yo le diga ''che, ma, me quiero matar de nuevo, me pagás el psicólogo?''



No, ni ahí.



2 comentarios:

  1. Decile que lo estás necesitando, no que te querés matar. Pero con sólo pedírselo yo creo que va a aceptar. Sino, hacé como hice yo, e intercambié un regalo de cumpleaños de mis papás para q sean sesiones de terapia. Necesitás ayuda antes de caer en la depresión de nuevo, y darte cuenta es un gran paso! Ahora a conseguir esa ayuda y estar mejor. Suerte trini!!!

    ResponderEliminar
  2. Si de verdad crees que necesitas ayuda, pídela, tu madre no va a negartela...
    Un beso y mucho mucho ánimo!

    ResponderEliminar